AUSTER Y LOS "SIN ALMA" (DE NUEVO... LO QUISISTEIS)

Seguro que todos conocen alguna persona de esas mediocres, que no dan todo, calculando siempre no salirse de su conveniencia, atrapados por su propia existencia que ellos mismos se afanan en allanar. Personas que se asoman a la realidad de un modo escéptico, con aires de suficiencia o paternalistas incluso, agotadas en su ombliguismo, obtusos a la hora de cribar la paja del grano, cómplices de la vulgaridad. Que el mundo va mal… pues allá el mundo. Personas cuyas orejeras son el propio beneficio, dándole continuas vueltas a abstracciones por miedo a lo concreto, que les supera. Personas que se escudan en sus problemas, en su situación individual, en su carnalidad, al fin y al cabo. Seguro que conocen alguna persona de estas. Pues bien, para los que tanto se extrañan (miren los comentarios), así son las personas sin alma. Y sí, así son los personajes de Auster. Y por eso no me gusta.

Comentarios

Enrique ha dicho que…
O sea, que los libros sólo pueden tener personajes que sean héroes, como las películas de Hollywood. Pues ¡cuanta literatura sobra!
Eleazar ha dicho que…
Enrique, si piensas que los héroes son como los que aparecen en las películas de Hollywood te queda mucho por leer... y por vivir.
Un saludo.

PD: Sí, sobra mucha literatura.
elComentarista ha dicho que…
Pues a mi los personajes de Auster me gustan. Son personas normales que se ven inmersas en una realidad que las maneja a su antojo. Esa es la gracia, los acontecimientos condicionan al personaje.
Anónimo ha dicho que…
Pues, entonces, apaga y vámonos...

Entradas populares de este blog

JUAN MESEGUER

ALBERTI

CORAZÓN